El fiscal federal que atendió las causas más importantes que fueron el desenlace del gobierno bajo Fernando De La Rúa y que expusieron en su renuncia al cargo de Presidente del país, una situación contextual muy similar a la que se vive hoy con Mauricio Macri, dio detalles de su actuación en los procesos judiciales.Federico Delgado, habló con Ari Lijalad.
Periodista -P- : Esta en línea Federico Delgado, fiscal federal. Buen día Federico Ari Lijalad te saluda.
Delgado -D- : ¿cómo andan? buen día
P: Sabes que se nos ocurrió llamarte porque, estaras al tanto que ayer falleció Fernando De La Rúa y no hubo una cantidad de saludos, que es un hombre de la democracia, etc, etc... y nosotros, la verdad, es que ayer cuando nos enteramos se nos vinieron a la cabeza tres cosas: primero la represión del 19 y 20 de diciembre con el estado de sitio y los asesinatos que hubo; segundo la corrupción de la Ley de flexibilización laboral y tercero el megacanje, que es una causa que vos investigaste y mucho; y te quería preguntar primero por eso, por esa causa ¿a qué se llegó? ¿en qué consistió?.
D: Por ahí es momento para hablar más del De La Rúa funcionario por el respeto a la familia, por el dolor ¿no? pero nosotros trabajamos en los sobornos del Senado, el megacanje e hicimos la denuncia por la represión de aquel 19 de Diciembre, creo que el 20 a la mañana cuando vimos que las fuerzas policiales atropellaban a las Madres de Plaza de Mayo con los caballos. Intervenimos en esos procesos...
P: ¿O sea vos estuviste en estas tres cosas?
D: Exactamente, exactamente. Momentos difíciles, recordá que yo era muy joven, momento complicado. Los sobornos en el Senado fueron una cosa realmente compleja. Digamos que el republicanismo que el gobierno de la Alianza pregonaba se fue al tacho ¿no? Y El megacanje, digamos, fue un desafío intelectual muy fuerte por que yo recuerdo que nos corrían todo el tiempo con que si investigábamos el megacanje Argentina iría al default, mucha prensa en contra. El juez Ballesteros de manera bastante valiente proceso, recuerdo, a De La Rúa, a todos los banqueros y a todo el gabinete por colusión de intereses, por confusión de intereses por que habíamos demostrado que, el megacanje, la deuda, era en realidad una artimaña de los banqueros que habían tomado dinero en efectivo de los depositantes, lo habían cambiado por un bono que rendía mucho más, porque ellos preveían que iba a haber default, y con eso habían reducido su exposición al riesgo argentino; entonces evitaron al quiebra de nuestro país por eso después recuerdo que habían jubilados japoneses, italianos que reclamaban por que los bancos habían tomado dinero en efectivo y le dieron un papel que en principio le daba mucha más tasa de interés que un depósito en dólares. Llegamos a juicio oral con ese expediente, sufrió lo que le pasa; los dos, el Senado y el caso del megacanje, sufrió lo que pasa siempre en Argentina. El paso del tiempo hizo un trabajo silencioso y fue trabajando con el olvido social de modo tal que del megacanje, de todos los procesados solamente llego a juicio Domingo Cavallo, casi diez años después de ser procesado y fue absuelto, y De La Rúa llego a juicio oral casi doce años después de haber cometido el hecho y también fue absuelto. Incluso el tribunal oral mano a investigar a Manuel Garrido, a mí y no me acuerdo a quien más porque para que se investigue habíamos inducido a Pontaquarto - y a Alberto Fernández - para que se investigue si habíamos inducido a Pontaquarto a arrepentirse aquel 13 de Diciembre del año 2003...

federicodelgado

P: Y los terminan investigando a ustedes...
D: Exactamente. Yo me acuerdo a Manuel Garrido que era fiscal de finanzas, Eduardo Freiler que había sido fiscal acá, Alberto Fernández que era jefe de gabinete, no me acuerdo quien más del poder ejecutivo, alguien creo que de la oficina anticorrupción y nosotros acá en la fiscalía. Sí, digamos que en términos de prácticas republicanas mi recuerdo fue bastante padecimiento, no fue fácil investigar al gobierno de la Alianza, la SIDE nos había pedido sumarios administrativos, juicios políticos por que habíamos demostrado que los servicios habían pagado los sobornos en el Senado. Y después el megacanje, digamos, increíblemente David Mulford después fue embajador norteamericano en la India y termino con un pedido de captura internacional porque habíamos acreditado que en un vuelo con Domingo Cavallo se habían puesto de acuerdo como hacer el megacanje antes de que el gobierno argentino dicte las normas que lo reglamentaron; digamos que primero se habló y luego se reglamentó. Fue una experiencia en términos personales muy importantes y en términos intelectuales también por que aprendimos más o menos como era la lógica de la deuda, los niveles de informalidad con que se emiten bonos, como se compromete el patrimonio de generaciones en aquel caso era por ganar tiempo, evitar el default para llegar a las elecciones del año 2001, unas elecciones legislativas que el gobierno perdió, se había hechos el megacanje de la deuda, me acuerdo que para evitar incluso cualquier reproches de quienes intervenían convocamos doce peritos que eran todos profesores de la facultad de Ciencias Económicas que tardaron un año y pico, hicieron un trabajo fenomenal por que pusieron el megacanje en el contexto histórico de la deuda y nos demostraron la cuenta económica; después nosotros teníamos los correos electrónicos que eran donde veíamos con qué grado de informalidad se había refinanciado un pasivo que en aquel momento se sabía que no se podía pagar.
P: Y cuál fue el rol puntal de De La Rúa, además de Cavallo, recuerdo que estaba Sturzenegger pero puntualmente de De La Rúa que fue lo que ustedes pudieron demostrar que después fue absuelto
D: De De La Rúa en el megacanje, en los sobornos en el Senado demostramos a través de los registros de ingresos a la casa rosada, no había internet, años 2000; y a través de las fotos de Victor Buyé que era el fotógrafo de la casa rosada y de otros testimonios logramos reconstruir que se había hecho una reunión en el patio presidencial donde se había cordado el pago de sobornos. Eso recuerdo que el juez Rafecas ordenó, un sábado a la mañana, una inspección ocular a la casa rosada y fuimos con Pontaquarto, casi con los ojos vendados, el juez Rafecas le tomo la lección en la explanada diciéndole primero que nos cuente que era lo que íbamos a ver; Pontaquarto detalló con bastante precisión qué era lo que íbamos a ver, ingresamos a la casa de gobierno y ratificamos que lo que él había dicho a ciegas, se había cumplido y lo mismo había hecho Pontaquarto con la SIDE, que la SIDE estaba a cargo de un amigo entrañable de De La Rúa que era el señor Santibañez
P: Si
D: Y habíamos demostrado incluso con que auto se llevó el dinero desde la secretaría de inteligencia hasta el departamento donde se distribuyó.
Y en el megacanje de la deuda vimos, casi, la delegación absoluta que había realizado el poder ejecutivo en manos de Domingo Cavallo, que era una especie de gurú en aquellos momento, un super ministro; y analizamos todo el proceso donde Cavallo, detrás del cual Cavallo tomaba decisiones económicas y De La Rúa utilizaba el poder que derivaba de la figura presidencial para lograr que el Parlamento y las líneas administrativas de algún modo acompañaran ese tipo de decisiones. Recuerdo que un burócrata del Fondo Monetario Internacional nos había traído unos documentos que demostraba que Argentina había presentado papeles falsos en el FMI, planillas que decían cosas que no eran reales para conseguir los créditos. Eran expedientes más bien, una vez que terminamos, más para un politólogo que para abogados, para laborar y pensar cómo se hacen las políticas públicas en la Argentina.
P: demasiada coincidencia con lo actual, de hecho nosotros hemos publicado en el Destape que por ejemplo para pedir este último préstamo al FMI no hay un expediente administrativo del Poder Ejecutivo que lo justifique.
D: No, mira, yo recuerdo que cuando lo indagaron a De La Rúa, no voy a decir el nombre, tenía varios defensores; uno de ellos, estaba el juez Ballesteros preguntándole y cuando termina la declaración; uno de los abogados dice no puedo creer que para comprar azúcar hacemos una licitación y para emitir bonos lo hacemos con este grado de informalidad. Bueno, pero tiene que ver eso con la lucha de clases ¿no?. Me parece que hay sectores de la política nacional o del espacio público nacional que están tan transnacionalizados que tiene de repente una vara diferente para emitir políticas públicas. Pero la verdad es que el megacanje es un expediente que como tuvo relativamente éxito sería interesante verlo ¿cómo se conformó? y después como la práctica judicial lo fue fragmentando en muchos pedazos, fueron zafando los funcionarios y al final quedo solamente uno y eran más o menos diez los procesados.

delgadofederico

P: Claro. Y entre ellos zafo De La Rúa
D: Si, entre esos zafo De La Rúa con un argumento bastante, recuerdo el argumento era algo así como que era un presidente de la nación era un argumento más político que jurídico; y que la figura presidencial de algún modo había que preservarla, bla bla bla pero teníamos un montón de documentos, de pruebas, teníamos la prueba; algo que ahora parece que se perdió pero el juez Ballesteros tuevo en aquel momento la precaución de no ir en contra de la línea administrativa del ministerio de economía, con lo funcionarios de línea, los históricos que los tuvo como testigos; bueno y ahora hay una práctica judicial que a todos los mete en la misma bolsa y eso tiene un efecto paralizante para la administración pero me acuerdo que en aquel momento fue muy importante la lealtad que tuvieron muchos funcionarios públicos con su trabajo porque con un gobierno que estaba en funciones, porque nosotros investigamos los dos casos con el gobierno en funciones; no esperamos que pase. Aún con el gobierno en funciones, muy valientemente se pusieron del lado de la Ley, que es del que debían estar, y contaron algunas cosas impresionantes. Hubo un fin de semana, recuerdo, muy frenético en el que se; más o menos por el correo electrónico que era una modalidad relativamente nueva en aquellos años, se terminó de cerrar cuando iba a ganar cada banco, que comisión iban a cobrar por cambiar sus propios bonos que ese fue el gran defalco. Los bancos cambiaron los bonos propios y con eso zafaron de la quiebra Argentina pero además por eso cobraban una comisión, y ese fue el delito por el que la justicia los engancho para decirlo en lenguaje popular.
P: Es tremendo por que todo se repite, los personajes, la historia, incluso el monto es casi parecido; o sea en ese momento fueron casi cincuenta mil millones, ahora son cincuenta y seis mil pero...
D: Nosotros en aquel momento, nos fuimos a leer mucho la vieja causa de Alejandro Olmos padre de la deuda externa y yo te puedo asegurar ahora que tenemos otras causas que tiene que ver también con la deuda externa; porque después fuimos agarrando casi todo el paquete hay apellidos que desde los años ochenta hasta ahora está el padre y están los hijos. El estudio de abogados que interviene en Estados Unidos es siempre el mismo, incluso por ejemplo hay cosas, hay documentos que se presentaron en Ecuador, en Panamá, en Argentina que son los mismos es como dice el Marx en "el 18 de brumario", la historia se repite a veces como tragedia y a veces como farsa; pero si es una historia de la repetición.
P: Es gravísimo porque es como una, son; esto lo voy a decir yo, no lo podes decir vos pero es como dinastía de chorros.
D: Es tremendo, digamos el sistema es de exacción que sufre el patrimonio público argentino a través de la lógica de la deuda es tremendo, permanece en general invisible yo creo que esto que me preguntas vos hoy debe ser la segunda o tercera vez en mi vida que puedo hablar así, largo y tendido, del expediente de la deuda y en aquél momento se conminó con algo terrible porque teníamos por un lado los sobornos del Senado que era la compra de voluntades para sacar leyes que pedía el fondo, porque recuerdo que Claudio Loser nos mandó unos documentos secretos donde el Fondo Monetario le decía a De La Rúa que no iba a haber megacanje si antes no había reforma laboral, entonces el gobierno se ve obligado a coaccionar y a comprar senadores para aprobar esa ley y pocos meses después, Elisa Carrió y Graciela Ocaña y Mario Cafiero hacen la denuncia sobre el megacanje de la deuda; pero eran causas diferente que hablaban de los mismo. El problema político de fondo era la deuda, era el drama existencial. Entonces Argentina para eso, lo que hizo, fue sobornar legisladores por un lado y además despues comprometer patrimonio público por muchos años para ganar tiempo pero la historia hace su trabajo y el 19 de diciembre del 2001 todo se desmoronó.
P: Ya no sé qué más decir por qué, es tremendo porque estamos en la misma situación; el fondo pidiendo leyes a cambio de darnos dinero, hasta ahora no hay sobornos ahora, o por lo menos no se conocen pero la lógica es exactamente la misma. Federico te traigo un poquito más acá, te quiero consultar tres cosas puntuales: una sobre una crítica muy fuerte que se le está haciendo a Alberto Fernandez por haber dicho que los jueces y los fiscales son funcionarios públicos, se expresan a través de sus escritos y que deben rendir cuentas sobre eso; y se le ha dicho que está presionando a la justicia, etc. ¿Que opinión tenes sobre eso?
D: No, me parece que el artículo uno de la Constitución Nacional dice que Argentina eligió la forma republicana de gobierno y la lógica republicana de gobierno es la lógica de la multiplicación del poder y de la rendición de cuentas permanente. A mí la verdad que no, me parece que es un ruido que o está anclado en falta de lectura de la Constitución, cosa que puede ser, o sino en intereses medio mezquinos porque la verdad que, justamente, la lógica republicana es rendir cuentas. Es verdad que en la Argentina los mecanismos de rendición de cuentas son más bien formales y aparentes pero me parece que no; que es lógico que cualquier ciudadano, sea quien sea si pide rendición de cuentas está bien por qué es lo que debemos hacer los funcionarios públicos.
P: Y otra cuestión sobre la que esta y que nos preocupa, la situación en la que está el juez Ramos Padilla y lo que vemos es un intento del gobierno de apartarlo ¿cómo los ves vos?
D: Yo lo dije, creo que te lo dije, cuando empezó; que me parece que más allá que en el expediente Dalesio hay una cuestión tan pero tan trascendente, que había tantas cosas en juego que podían definir, no todo, pero si incidir muy fuerte en el formato en nuestra vida pública que el expediente ese, que sigue el juez Ramos Padilla necesita de una gran coalición social que lo sostenga porque es muy importante y por qué ningún poder quiere que lo investiguen y no tolera que lo investiguen; y en la Argentina, lamentablemente, históricamente, se confunde Estado con gobierno entonces me parece está pasando eso, que se confunde Estado con gobierno, los intereses del gobierno no son los mismo que los del Estado y que un caso, más allá de Ramos Padilla y de los involucrados todos los contornos que tiene ese caso justifica una gran coalición social que lo sostenga y sobre todo la dirigencia política. Las personas que han aceptado responsabilidades públicas deberían estar al frente de; no estoy diciendo de intervenir, sino de sostenerlo en términos de puro interés republicano porque es muy importante que ese expediente tramite con tranquilidad, que el juez trabaje con la paz, que necesite, emocional; y que llegue hasta donde tenga que llegar de acuerdo con las pruebas que obtenga
0
0
0
s2sdefault

Artículos de la misma categoría

Noticias relacionadas

Breadcrumbs