INHUMANO: A 47º Y SIN ACCESO AL AGUA POTABLE EN EMBARCACIÓN

Las comunidades originarias castigadas por la actual dirigencia gubernamental, la indiferencia de la prestataria del suministro de agua, AGUAS DEL NORTE, alejados de toda representación política y sin capacidad de luchar por derechos humanos.

Dejar sin agua a los habitantes de la provincia de SALTA es condenarlos en esta pandemia a un destino inexorable como la muerte, sea por las múltiples enfermedades que vienen con la pobreza, sea sobre todo por no tener los elementos básicos que permitan una vida digna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: